Desesperada situación en Perú: ya son 72 muertos por aludes

PPK

PPK"No debemos de tener un solo muerto más

De momento, el gobierno peruano indicó 62 fallecidos, 170 heridos y 11 desaparecidos en el último reporte de emergencia, difundido tras una reunión extraordinaria del consejo de ministro en el Centro de Operaciones de Emergencias Nacional (Coen). El pronóstico anuncia por lo menos dos semanas más de lluvias.

En Piura y Lambayeque las precipitaciones pueden alcanzar los 150 litros por metro cuadrado al día en la cordillera andina y hasta 50 litros diarios por metro cuadrado en la costa, valores atípicos para la zona.

A través de ese mandato, las autoridades locales contarán con el apoyo del Gobierno central y tendrán la potestad de contar con los recursos económicos necesarios para hacerle frente a las distintas necesidades de la población.

Los bloqueos en las carreteras dificultan el traslado de los heridos y la entrega de ayuda a las personas afectadas. El Congreso también decidió suspender la interpelación a la que iba a someter mañana al ministro de Transportes y Comunicaciones, Martín Vizcarra, por las presuntas irregularidades en la concesión para la construcción del nuevo aeropuerto internacional del Cuzco.

Capriles denuncia retrasos para revalidar partidos opositores
Asimismo, Capriles señaló que en Carabobo se presentaron obstáculos durante el proceso y responsabilizó de "saboteo" al dirigente del Psuv, Francisco Ameliach.

La infraestructura destruida es el puente Virú, que cruzaba el río del mismo nombre, situado en el kilómetro 545 de la carretera Panamericana Norte, vía que comunica Lima con Ecuador y que atraviesa las principales regiones afectadas por las inundaciones.

En diálogo con RPP Noticias, el alcalde de la provincia de Virú, Ney Gámez, confirmó la noticia y solicitó al Gobierno peruano que le envíe helicópteros para poder ejecutar labores de rescate.

Al mismo tiempo, el buque de aprovisionamiento Tacna, también de la Marina de Guerra del Perú, se alista en el puerto limeño del Callao para llevar productos de primera necesidad a otras ciudades del norte del país.

Las consecuencias de las lluvias han dejado pueblos y ciudades anegados, ríos desbordados y deslizamientos de tierra, conocidos en Perú con el término quechua de "huaicos" y que han sido los responsables de destruir carreteras y puentes, hundir viviendas y arrastrar vehículos, animales y personas, tal y como quedó registrado en las dramáticas imágenes que ha dejado esta situación.