Movilización y protesta contra asesinatos e impunidad — UnDiaSinPeriodismo

Movilización y protesta contra asesinatos e impunidad — UnDiaSinPeriodismo

Movilización y protesta contra asesinatos e impunidad — UnDiaSinPeriodismo

Uno, reconocido y galardonado experto en crimen organizado; el otro, un joven reportero que trabajaba en un semanario local; ambas muertes agravan una tremenda problemática que el gobierno del presidente Enrique Peña Nieto no ha sabido enfrentar y mucho menos solucionar. El Comité para la Protección de Periodistas (CPJ, por sus siglas en inglés), reveló que semanas atrás Valdez expresó estar preocupado por su seguridad.

Por su parte, la CNDH exigió a las autoridades "una inmediata investigación profesional y efectiva del caso, que contemple la línea del ejercicio periodístico, y que lleve ante las autoridades de procuración y administración de justicia a los autores de este cobarde e incalificable crimen". La violencia se disparó en los últimos meses en Sinaloa, donde cárteles antagónicos se disputan el control del territorio, especialmente tras la extradición de "El Chapo" a Estados Unidos en enero.

"Presentamos nuestras condolencias a los familiares de Valdez y elogiamos la valentía de los periodistas que arriesgan su vida para atestiguar e informar", declaró el portavoz del ministerio de Relaciones Exteriores francés, que recordó que Valdez es el quinto periodista asesinado en México en lo que va de este año. Sin embargo, horas más tarde la cifra aumentó con la muerte de Jonathan Rodríguez Córdova.

La noche de este martes, un grupo de aproximadamente 50 periodistas realizó una protesta conmemorativa y solidaria para condenar el homicidio de su colega Javier Valdez, ocurrido en Sinaloa el pasado lunes. Según los medios locales, Córdova, de 48 años, resultó gravemente herida y fue internada en un hospital de Guadalajara, aunque el ataque iba dirigido a su hijo, quien con anterioridad había sido secuestrado en dos ocasiones.

Ayer se conocieron más detalles del asesinato desde la redacción de RíoDoce, de donde salió por última vez con su computadora y su celular a mediodía del lunes.

Elías Jaua: La constituyente está en las calles con el pueblo
El Presidente reiteró que el Estado es el gran aliado del sector privado productivo del país, para diversificar la economía.

"Lo mataron con saña", escribe el semanario. No tenemos ninguna duda: "quien ordenó el crimen pidió a los sicarios que se aseguraran del objetivo".

Solicitamos de manera urgente la intervención de organismos internacionales para exigir y presionar a las autoridades mexicanas, poner un alto a los cobardes asesinatos de periodistas en todo el país y que no queden impunes.

Los seis son parte de los 125 periodistas ejecutados en México desde 2000, en un Estado incapaz de detener esta ola criminal que mata a todos.

Los comunicadores también hicieron un llamado a los empresarios de los medios de comunicación a preocuparse y garantizar mejores condiciones laborales a sus trabajadores. Asimismo en el 90 por ciento de los casos registrados de agresiones a periodistas existe impunidad. "Ni uno más. Ya basta de tantos asesinatos de compañeros periodistas". "Nos están matando", mostraba una manta que fue colgada.